Diversidad cultural

Comunicados / discursos / declaraciones

Los Gobiernos de Canadá y de Québec se reúnen con la Coalición Canadiense para la Diversidad Cultural con el fin de preparar la aplicación de la Convención sobre la protección y la promoción de la diversidad de las expresiones culturales

Beverley J. Oda, Ministra del Patrimonio Canadiense y de la Condición de la Mujer, y Line Beauchamp, Ministra de Cultura y Comunicaciones de Québec, presidieron, el 12 de febrero de 2007, en Ottawa, la 4 a Mesa redonda sobre la diversidad de las expresiones culturales Canadá-Québec-Sociedad Civil, en presencia de los representantes de la Coalición Canadiense para la Diversidad Cultural. Este encuentro permitió hacer el balance de las próximas etapas a seguir con el fin de asegurar la aplicación de la Convención sobre la protección y la promoción de la diversidad de las expresiones culturales. El comunicado emitido en esta ocasión precisa que las Ministras Oda y Beauchamp y los miembros de la Coalición acordaron colaborar también para asegurar el éxito de las primeras etapas de la aplicación de la Convención. Destacaron la importancia de la primera Conferencia de las Partes, que debe celebrarse en la primavera de 2007. Además, precisa el comunicado, expresaron su voluntad de ver a esta asamblea investir rápidamente al Comité Intergubernamental de su mandato para que éste inicie sin demora los trabajos relativos a la aplicación de la Convención.

Por otra parte, un artículo de La Presse Canadienne difundido el viernes 9 de febrero de 2007, informa que Canadá piensa ser miembro del primer Comité Intergubernamental, cuya composición debería determinarse en la primera conferencia de las Partes de la Convención. Según La Presse Canadienne, la Ministra del Patrimonio Canadiense, Sra. Bev Oda, hizo pública su intención de trabajar con vistas a que la primera reunión de dicho comité se lleve a cabo en territorio canadiense. Este acontecimiento podría celebrarse a partir del otoño próximo.

Hablando de la Convención, el artículo de La Presse Canadienne destaca que "este Acuerdo permite a los Estados subvencionar y proteger su cultura a pesar de las normas del comercio internacional. La Convención a la cual los Estados Unidos siempre se opusieron permite, en particular, la imposición de cuotas de contenido local a la radio y a la televisión.”

Fuente: