Diversidad cultural

Comunicados / discursos / declaraciones

Intervención del Ministro de Asuntos Exteriores y Europeos de Francia con motivo de la XVI Conferencia de Embajadores

La Conferencia de Embajadores es un importante evento de la diplomacia francesa que reúne, cada año desde 1993, en torno al ministro y a los secretarios de Estado del área de asuntos exteriores, a unos 180 jefes de misión diplomática francesa y a los responsables de la administración central del Ministerio de Asuntos Exteriores y Europeos de Francia.

Este año, el tema de la Conferencia de Embajadores era la modernización del instrumento diplomático, las lecciones que se deben sacar de la crisis georgiana, la acción exterior de la Unión Europea en el marco de la presidencia francesa del Consejo de la Unión y los retos de la seguridad energética a los cuales se enfrenta. Esta 16ª edición de la Conferencia de Embajadores se celebró del 27 al 29 de agosto de 2008.

En un discurso pronunciado en dicha ocasión, el Ministro de Asuntos Exteriores y Europeos de Francia, Sr. Bernard Kouchner, presentó la reforma que decidió aportar en su ministerio. “Se trata de un proyecto de modernización global, a largo plazo”, declaró el Sr. Kouchner. “Vamos a modificar las estructuras de la administración central, reorganizar nuestra red diplomática y consular y reorientar los medios de la diplomacia pública influyente. Además de nuestra organización, son también nuestros métodos de trabajo lo que vamos a lograr que evolucionen.”

El Ministro Kouchner declaró que la modernización de su ministerio debe revestir tres dimensiones prioritarias:

  • “Situar de nuevo Quai d’Orsay, sede del Ministerio de Asuntos Exteriores, en el corazón de la acción exterior del Estado, lo cual se logra, en París, con la reafirmación de la responsabilidad de nuestro ministerio de que la acción internacional del Estado sea coherente e, in situ, con el refuerzo de los poderes de los embajadores.
  • Permitir así que nuestro Ministerio responda a los retos mundiales que debe enfrentar nuestro país, lo cual supone fortalecer nuestra pericia en estos temas.
  • Situar también nuestro Ministerio en el corazón de la red de asociados (con las ONGs, las universidades y centros de investigaciones, las empresas…) sobre la cual se basa en lo sucesivo toda la acción exterior digna de confianza.”

A continuación, el Sr. Kouchner presentó el contenido de su reforma. Anunció el establecimiento, durante el año 2009, de un nuevo organigrama de la administración central que identificará tres grandes funciones: “la acción política, el trato de los importantes temas mundiales y la gestión de empresas”.

Uno de los aspectos de esta reforma afecta particularmente el asunto de la diversidad de las expresiones culturales. El Sr. Kouchner anunció la creación de una dirección general responsable de la globalización y las coparticipaciones. Dicha dirección general se organizará a partir de cuatro polos, uno de los cuales estará centrado en la diversidad cultural y lingüística. Dicho polo, declaró el Sr. Kouchner, “estará encargado de la enseñanza del francés y de la acción cultural en su sentido más amplio. Dirigirá el operador o los operadores que se desarrollarán a partir de CulturesFrance, así como la Agencia para la Enseñanza del Francés en el Extranjero (AEFE); asimismo, asumirá las competencias de la actual Dirección del Audiovisual Exterior.”

Para informarse más a fondo sobre los distintos aspectos de la reforma anunciada por el Sr. Kouchner, los invitamos a leer la versión íntegra de su intervención durante la XVI Conferencia de Embajadores.

Fuente: