Diversidad cultural

Publicaciones y Estudios

Hacia la Construcción de Políticas Nacionales de Información: la Experiencia de América Latina, publicado por la UNESCO - Programa Información para Todos (PIPT) – 2007

La Oficina Multipaíses de la UNESCO para el Caribe anunció recientemente la publicación de una obra titulada: “Hacia la Construcción de Políticas Nacionales de Información: la Experiencia de América Latina”.

El primer capítulo de esta obra trata sobre la evolución y el estado actual de las política s nacionales de información en América Latina y el Caribe. La segunda parte analiza el concepto de “Política Nacional de Información”. Luego, precisa la UNESCO, “la obra invita a los gobiernos de la región a tener en cuenta, en sus políticas nacionales, las cuestiones ligadas al acceso a la información (utilización, aplicaciones, almacenamiento, conservación). Identifica los objetivos que se ha de fijar una política nacional de información y describe los sectores en los cuales hay que tomar medidas”. La cuarta parte del estudio propone un análisis comparado de las acciones y los planes ligados a las políticas de información en diecinueve países de América Latina y el Caribe. Por último, en anexo, la obra presenta un repertorio de las “Agendas Digitales” de los países de la región.

El contenido de la obra se apoya en la opinión de cuatro expertos latinoamericanos: Gustavo Soler (Argentina), Rosalba Pájaro-Quezada (Colombia), Valeria Betancourt (Ecuador) y José Bustamante-Quiroz (Perú).

Por vía de comunicado, la UNESCO precisa que “la obra insiste en la necesidad para los países de América Latina y del Caribe de adoptar políticas nacionales de información para proteger el derecho de acceso a la información de su población”. Asimismo, el comunicado recuerda que el estudio otorga, en este proceso, una particular importancia al papel de las tecnologías de la información y la comunicación (TIC). La UNESCO alega, entre otras cosas, que “el texto [del estudio] recuerda los principios enunciados en el Artículo 19 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, que reza así: ‘Todo individuo tiene derecho a la libertad de opinión y de expresión; este derecho incluye el […] de investigar y recibir informaciones y opiniones, y el de difundirlas, sin limitación de fronteras, por cualquier medio de expresión.’ ”

Si bien el tema de dicho libro no se sitúa verdaderamente en el centro de las preocupaciones de la Convención de la UNESCO sobre la Diversidad de las Expresiones Culturales, en varios aspectos actúa en complementariedad con este tratado. Por ejemplo, al incitar a los países de América Latina y del Caribe a adoptar políticas nacionales de información para proteger el derecho que tiene su población al acceso a la información, esta obra se armoniza, entre otras cosas, con el “principio de acceso equitativo” de la Convención sobre la Diversidad de las Expresiones Culturales, que recuerda que “el acceso equitativo a una gama rica y diversificada de expresiones culturales procedentes de todas las partes del mundo y el acceso de las culturas a los medios de expresión y difusión son elementos importantes para valorizar la diversidad cultural y propiciar el entendimiento mutuo”. Con esta misma idea de complementariedad, es importante recordar uno de los preámbulos de la Convención, que reafirma “que la libertad de pensamiento, expresión e información, así como la diversidad de los medios de comunicación social, posibilitan el florecimiento de las expresiones culturales en las sociedades”.

Se puede descargar esta obra (en inglés y en español) en el sitio de INFOLAC (Programa para la Sociedad de la Información en América Latina y el Caribe).

Fuente: